Cargando, por favor espere...

¿Qué significa el arte actual?
Las expresiones del arte actual, con sus aparentes extravíos y abusos, indagan exactamente en el mismo dilema que la sociedad entera: la renovación o el cataclismo.
Cargando...

El arte actual, el que se hace hoy en relación con nuestra cotidianidad, es el resultado histórico de una trayectoria que se vislumbra con claridad desde principios del Siglo XX, hace más de 100 años.

Avancemos en orden cronológico. El origen de las estéticas de hoy tiene sus antecedentes en el movimiento de las llamadas vanguardias (las primeras décadas del Siglo XX). Se trata de propuestas artísticas que marcaron una ruptura profunda con los modelos estéticos del gusto clásico-romántico cultivado hegemónicamente en los Siglos XVIII y XIX. La ruptura se manifestó a través de múltiples “ismos” (dadaísmo, cubismo, impresionismo, futurismo, surrealismo), en cada uno de los cuales se gestaron varias de las obras maestras durante el Siglo XX.

Este camino se profundizó rápidamente y, tras unas décadas, el llamado arte moderno dio paso al contemporáneo. Los linderos temporales de ambos son difíciles y se desdibujan. Una propuesta sensata plantearía una fecha cercana a los años 60 del Siglo XX.

El arte contemporáneo –a pesar de los debates en torno al concepto– tiene ya una fuerte connotación de actual, pues habla de algo que sucede en nuestros mismos días (aquí se sustenta la asociación de los conceptos arte contemporáneo y arte posmoderno como similares). A diferencia de los artistas modernos, los contemporáneos están vivos hoy o murieron hace pocas décadas. Como línea estética general, el arte contemporáneo continúa y profundiza el mismo sendero que el arte moderno.

¿Qué sendero? Es cierto que la pluralidad de lenguajes y búsquedas en el arte de hoy es de una variedad tal que su panorama podría parecer caótico y confuso en una primera impresión. Pero, como en todo fenómeno, hay unidad en lo diverso. La base estética subyacente –al menos en el discurso dominante– mantiene la ruptura más o menos radical con los estilos del Siglo XVIII, desarrollados y profundizados en el XIX. Así, conceptos técnicos centrales de cada disciplina son valorados como anacrónicos por las estéticas actuales (rima en poesía, melodía en música, dibujo en artes plásticas), mientras que se profundiza en temas cada vez más abstractos, menos figurativos.

Esta caracterización pretende ser desprejuiciada. En sentido estricto, ni la sustitución de principios técnicos (motor antiquísimo de las revoluciones artísticas), ni los virajes temáticos deberían conducir necesariamente hacia el arte de mala calidad, como suele etiquetarse al arte actual, casi siempre como resultado de la desinformación.

Ya un pensador advertía, con nutridos ejemplos, que de una sociedad agotada no debe derivarse linealmente un arte decadente. El arte burgués –en el sentido histórico del término, es decir, el arte que expresa el momento revolucionario de la burguesía– se prefigura en el Renacimiento y agota sus últimos recursos con el romanticismo.

No es casual la simultaneidad de la Primera Guerra Mundial, horrorosa declaración de la descomposición en el mundo capitalista, con el radicalismo de las vanguardias artísticas mencionadas. Para entonces, los intereses de la clase dirigente no son ya, ni de lejos, los intereses del conjunto social; el impulso de la sociedad, sus anhelos, sus expresiones y con ellos su arte, pierden su carácter homogéneo para comenzar una búsqueda desesperada hacia la renovación y cambio.

Se ha repetido que el arte es una expresión de la sociedad de su tiempo. Es cierto, aunque a veces se olvida aplicar ese principio general a nuestra sociedad particular de hoy. Las expresiones del arte actual, con sus aparentes extravíos y abusos, indagan exactamente en el mismo dilema que la sociedad entera: la renovación o el cataclismo.


Escrito por Aquiles Lázaro

Columnista de cultura


Notas relacionadas

El poeta, periodista y promotor cultural Roberto Jorge Santoro, fue detenido por elementos del Ejército Argentino. No se le volvería a ver con vida y hasta hoy se desconoce su paradero.

Este 24 de octubre el Palacio de Bellas Artes será el escenario donde se presentará la Compañía del Ballet Contemporáneo de Pekín (BDT por sus siglas en inglés), con el programa Three Poems, bajo la dirección de la reconocida coreógrafa Wang Yuanyuan.

Los versos de López Velarde y la educación inclusiva que estableció José Vasconcelos, en boca de los voceros de la 4T parecerían tener un fondo hueco, alejado de la vida y la cultura cotidiana mexicana.

El discurso artístico en la convulsa Rusia de principios del Siglo XX, calificó después a "La madre" como la piedra fundacional del realismo socialista y al escritor Máximo Gorki, como su padre intelectual.

En la obra, el autor incluye evaluaciones interesantes sobre la idiosincrasia, costumbres y tradiciones de la población de su país en esa centuria, en la anterior (XVI), en la del Siglo XVII y aun a inicios del XVIII.

El poeta perteneció a la pléyade de poetas que en la segunda mitad del Siglo XX propugnara por un arte comprometido con el pueblo, la revolución proletaria y la lucha contra las dictaduras latinoamericanas.

Reconocida por transmitir preocupaciones cotidianas con un lenguaje transparente y desprovisto de retórica, se observan tres periodos estéticos en la poesía de la apasionada escritora: su juventud, su etapa de madre y su búsqueda de una identidad definiti

La Espartaqueada busca fomentar, inculcar y difundir la cultura y las bellas artes entre el pueblo trabajador porque urge rescatar la herencia cultural de México y llamar al pueblo para buscar un país más justo y más equitativo.

Este miércoles se instaló de manera formal el Consejo Nacional de los Pueblos Indígenas, al que asistieron 181 de 194 pueblos de todo el país.

A pesar de que la 4T tuvo gran apoyo de la juventud, miles de estudiantes comienzan a darse cuenta de la esencia autoritaria del proyecto de López Obrador, es el caso de los jóvenes adheridos a la FNERRR.

¿Qué tan cierta o aproximada es la hipótesis del historiador Christian Duverger de que Cortés no pensó a México como colonia, sino como una nación con identidad propia y con una economía interna sólida y moderna?

Carta a mi padre es su respuesta poética, la justificación de su existencia al servicio de algo superior, el arte… al servicio de los ideales más elevados de la humanidad.

El documental La Bomba (70 años después) resulta aleccionador en estos momentos de tensión mundial por la política agresiva y abusiva del imperialismo norteamericano y de sus aliados de la OTAN contra Rusia y China.

Maestro y poeta, las hadas no permiten que ni la cárcel ni la persecución lo amarguen; su poesía límpida y cristalina va a los niños, al pueblo; en ella se complacen todos, jóvenes y viejos. Es poesía.

Cada día más personas se suman al comportamiento que dicta la publicidad mercantilista, lo que podría desembocar en una sociedad más egoísta, más desagradable y con menos posibilidades de construir relaciones fraternas.

Edición impresa

Editorial

Nuevo esquema pensionario, despedida de la 4T


Nuestro Reporte Especial ofrece esta semana el resultado de su consulta sobre el esquema pensionario recientemente aprobado.

Síguenos en Facebook


Poesía

Sociedad anónima

Sociedad anónima 1133