Cargando, por favor espere...

Los ecos de la Primera República de Negros
La revolución como concepto que se refiere a la abolición de un sistema o un estado anterior de cosas y al surgimiento de un nuevo orden social ha sido ampliamente abordada.
Cargando...

La revolución como concepto que se refiere a la abolición de un sistema o un estado anterior de cosas y al surgimiento de un nuevo orden social ha sido ampliamente abordada. En su libro La lucha de clases en Francia, Carlos Marx la definió como un catalizador de un proceso de movilización y transformación que cimbra las bases del modo de vida imperante e induce al progreso social. 

En estos tiempos de desestabilización general, sobre todo en nuestro continente, es pertinente revisar la herencia que los procesos de cambio nos han dejado y preguntarnos cómo contribuyeron al mejoramiento de la vida de las clases más desprotegidas, que suelen ser las hacedoras de las revoluciones. Por eso analizaremos una revolución que frecuentemente es silenciada, si no que proscrita, en la historia de la formación de los Estados Nacionales de América Latina y el Caribe. Más que relatar su proceso revolucionario, analizaremos sus particularidades.

La formación de la Primera República de Negros y la segunda república de América derivó de una larga serie de acontecimientos de toda índole: revueltas intestinas, guerras civiles, invasiones imperiales, etc. Los sucesos históricos en la isla La Española, en particular los ocurridos en su parte más occidental, que es donde se erigió la República de Haití, fueron diferentes o vertieron en una variante heterodoxa de los que propiciaron las revoluciones en las colonias americanas que posteriormente se constituyeron como repúblicas.

La primera diferencia entre los movimientos sociales, políticos y económicos de Haití con los de los países de América Latina continental fue geopolítica: mientras los territorios continentales fueron generalmente estables en su relación de dependencia con la metrópoli europea, La Española, al igual que otras islas del Caribe, estuvo supeditada a las disputas entre los principales actores imperiales en esos años: España, Francia e Inglaterra, que entre los siglos XVI y XIX estuvieron en guerra intermitente en esa región y en el viejo mundo.

La consecución de las independencias en los territorios hispánicos y en las Antillas francesas fue, asimismo, muy diferente entre unos y otras. La forma como se instauró el gobierno republicano en Haití fue casi opuesta a la adoptada por las repúblicas continentales de tradición hispánica. Es casi un lugar común decir que los americanos de tierra firme se alejaron en general de la radicalización haitiana. Solo hay que recordar lo que el propio libertador Simón Bolívar escribió sobre dicha revolución: “En 1820 no estaban las jóvenes repúblicas para respetar las leyes por encima de los héroes, los principios por encima de los hombres. Si lo intentaban serían víctimas del ‘hermoso ideal de Haití’ y verían como una nueva raza de Robespierres se adueñaría de su libertad” (Fowler, 2002).

Otra particularidad de Haití con respecto a la América continental fue su situación de dependencia con respecto a Francia, cuya tradición política era distinta a la de España, la metrópoli imperial de las colonias periféricas latinoamericanas. A causa de las constantes luchas por la posesión de territorios caribeños, España debió firmar el Tratado de Ryswick, con el que La Española se dividió en dos: la zona más occidental de la isla, Saint-Domingue, quedó en manos de Francia y la oriental, Santo Domingo, siguió en poder de España.

Fue así como Haití, supeditada a otro poder imperial, siguió los mismos derroteros de su metrópoli y cuando en 1789 estalló la Revolución Francesa no tardó en generalizarse y extenderse. Es decir, aquella fue el epicentro de un gran terremoto que se expandió avasalladoramente hacia el occidente: “La Revolución Francesa iba a provocar la revolución de sus colonias” (Cyril, 2013).

La revolución haitiana fue un proceso muy violento y encarnizado en el que se evidenció la profundidad de las tensiones sociales generadas por la explotación esclavista de los franceses sobre la población afroamericana. Sin embargo, la ausencia de un proyecto político y económico moderno impidió la instauración de una república con capacidad para autodeterminarse y propiciar el desarrollo integral de su población.

A pesar de la radicalidad del proceso revolucionario de inicios del siglo XIX, Haití es hoy uno de los países con más desigualdad y pobreza en toda América y el Caribe. Las movilizaciones populares que hoy se suscitan en esa nación nos hacen voltear los ojos hacia su pasado heroico y su presente olvidado y soslayado, pero también nos permiten oír los ecos de la Marsellesa que evocan el anhelo de justicia social de sus masas populares ante los oídos sordos de las élites locales y el imperialismo hoy vigente.


Escrito por Aquiles Celis

Historiador por la UNAM y analista del CMEES


Notas relacionadas

El uno por ciento de la población más rica concentra el 43% de la riqueza. La desigualdad aumentó de 0.46 en 2018 a 0.51 en 2020. Según los datos del BM, México ocupa el sitio 15 mundial entre las naciones más desiguales.

Si todos los funcionarios públicos de todos los niveles ya son honrados a carta cabal, si ya se acabó la corrupción con Obrador, ¿por qué esconder las listas de las personas o empresas que se han beneficiado con la ejecución de las megaobras?

Está bien que quien comete un crimen, sea castigado y se le obligue a reparar el daño; pero los castigos no llegan a todos: los políticos de todos los colores que se roban el dinero del pueblo no suelen pisar la cárcel.

El nacimiento oficial de las matemáticas en México empezó en 1932 con el matemático jalisciense Sotero Prieto, cuando comenzó a impartir las primeras clases de esta materia en la Escuela Nacional de Altos Estudios

Las dificultades para miles de millones de trabajadores empeoraron con la pandemia de Covid-19; en contraste, los dueños del capital obtienen más poder al grado de imponer leyes laborales a su conveniencia.

La incapacidad del gobierno imperialista para erradicar el tráfico y el consumo de drogas, extendido por todo su territorio, hace dudar de que su estrategia de combate frontal rinda frutos en México, habiendo fracasado en su propio país.

El actual proceso electoral inició de forma anticipada y enmarcado por actos anticipados de precampaña y campaña, afirmó la consejera Luz María Cruz Parcero.

Dijo que el paquete económico de la administración de Andrés Manuel López Obrador, son “cuentas alegres. Pero no culpamos por ello a los sufridos funcionarios que arrastraron el lápiz día y noche.

Ciuda de México.- La producción automotriz en México armó en octubre 363 mil 474 vehículos, lo que significa, una caída de 4.8 por ciento con respecto a los reportado en el mismo periodo del año anterior.

La muerte de los árboles se debe a que el hongo Raffaelea lauricola se aloja en el sistema de transporte de nutrientes provocando un bloqueo del flujo de agua, que deriva en la marchitez de los hospederos. 

La modificación que el Gobierno Federal hizo al programa Estancias Infantiles de la Secretaría de Bienestar (SB) ha provocado el cierre de 20 locales en San Luis Potosí

Pensamientos derrotistas como "así nos tocó vivir", "es la suerte de los pobres, y la de México", etc., son producto de una labor sistemática de inoculación ideológica, ejecutada por el sistema y sus intelectuales, para mantener el control político.

Los estragos que han sufrido los texcocanos en manos de sucesivos gobiernos morenistas son un botón de muestra de lo que el Edomex tendrá que afrontar si la candidata Delfina Gómez llega a ser favorecida por los votantes.

Dentro de las distintas interpretaciones de la visión marxista del mundo hay palabras que despiertan debates que parecen interminables pero que,

Los Alquimistas de la Educación es un proyecto que ha posicionado el papel de las niñas en la Ciencia.

Edición impresa

Editorial

El Gobierno y la clase empresarial


En este país, como en todos aquellos en que existe explotación capitalista, el Estado se halla al servicio de la clase dominante.

Síguenos en Facebook


Poesía

Sociedad anónima

Sociedad Anónima 1139