AMLO, más mentiras que verdades

En seis 6 meses de gobierno, las protestas en Palacio Nacional han incrementado

Alexander Méndez

2019-06-29
Ciudad de México

Este lunes, el presidente Andrés Manuel López Obrador realizará en el Zócalo capitalino un evento, en el que ha convocado a los mexicanos para festejar el primer año de su triunfo. En su conferencia mañanera del pasado 25 de junio dijo que será un evento especial, pues se “celebrará el triunfo de todo el pueblo mexicano, ya que no es una cosa cualquiera”.

También adelantó que dará a conocer “un informe” sobre cómo va el país en la parte económica, en seguridad, en la recuperación de empleo, entre otros indicadores. Se ha caracterizado por rechazar los datos del INEGI, del Coneval, de los Bancos y las calificadoras, si no le favorecen se justifica argumentando “yo tengo otros datos”, pues bien, esos “datos” son los que dará a conocer este lunes, tan inciertos como la realidad en la que vive.

En este contexto, la periodista y especialista en investigación Deyra Guerrero, junto con el equipo de Verificando, realizaron un análisis de las conferencias mañaneras del presidente durante los 6 meses de su gobierno, la finalidad es comprobar la veracidad o falsedad de todas las declaraciones que ahí ha dicho.

Se dieron a la tarea de observar y analizar mes con mes para llegar a los resultados siguientes: menos de la mitad de lo que el presidente ha dicho son ciertas, y que, de sus 92 frases (mensajes) mencionadas, 28 son falsas (30.5 por ciento), 24 engañosas (26 por ciento) y 40, verdades (43.5 por ciento).

Un ejemplo, es la que dijo el pasado 22 de abril, señaló que su gobierno en materia de violencia “apenas empezaba a estabilizarse” y “que ya no continúa la tendencia de crecimiento en violencia”, pero según datos proporcionados por el Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), en los primeros tres meses de este año fueron asesinadas 8,493 mexicanos, cifra que coloca a nuestro país como el más violento en tan poco tiempo, rebasando con 9.5 por ciento más durante el mismo periodo del 2018 que, en ese entonces, rompió record con 7,750 homicidios.

En seis 6 meses de gobierno, las protestas en Palacio Nacional han incrementado, diversos sectores de la sociedad, lo mismo médicos que indígenas, campesinos, taxistas, burócratas que se ven afectados por la política de la Cuarta Transformación. Algunos con gran convocatoria, como el que esta semana realizaron los jóvenes de la Federación Nacional de Estudiantes Revolucionarios “Rafael Ramírez” (FNERRR), quienes acudieron a solicitar al presidente cumpla su promesa de entregar las becas, ya que miles de estudiantes no han recibido este apoyo, tan necesario para continuar con sus estudios.

Sin embargo, el sector juvenil no es el único. También protestaron cientos de ciudadanos para exigir al presidente reconsiderara la cancelación del proyecto que se construía en Texcoco. De nada sirvió, porque López Obrador justificó su rechazo a través de una encuesta, en la que el “pueblo” votó porque se cancelara.

El presidente de la República tiene la obligación de buscar estrategias concretas para mejorar nuestra economía, ya que estos últimos meses sólo han servido para crearle a la gente pobre más pobreza y sin salida alguna, mientras López Obrador continúa diciendo que todo marcha bien, pero si esto fuera así, ¿por qué los diferentes medios de comunicación y estadísticas dicen otra cosa? Debe entenderse que el pueblo no realiza manifestaciones por gusto o por necedad de estar molestando a la nueva administración, sino al contrario, si salen a las calles exigiendo soluciones a sus problemas, es porque las cosas no andan bien.