“Gas Bienestar”, otro fracaso de la 4T

A un año de haber implementado el programa “Gas bienestar”, el precio del Gas LP no ha disminuido y, al contrario, cuesta más; al mismo tiempo, la extracción de huachicol es cada vez mayor, de acuerdo con organismos federales.

Fernando Landeros

2022-08-04
Ciudad de México

A un año de haber implementado el programa “Gas bienestar”, el precio del Gas LP no ha disminuido y, al contrario, cuesta más; al mismo tiempo, la extracción de huachicol es cada vez mayor, de acuerdo con organismos federales.

Según la Comisión Reguladora de Energía (CRE), de la primera semana de agosto de 2021 hasta la segunda semana de julio de 2022, el precio del combustible incrementó un 18.1% en Monterrey, un 11.4% en Guadalajara y un 7.1% en la Ciudad de México, en esta última el programa sólo ha llegado a siete de sus 16 alcaldías.

“Gas Bienestar” es un programa del gobierno federal creado en julio de 2021 que tenía la finalidad de evitar el huachicoleo y controlar los precios del gas LP, lo cual impactaría de manera positiva en los bolsillos de las familias mexicanas.

Otra situación grave es el robo de combustible o huachicoleo. De acuerdo con Petróleos Mexicanos (PEMEX) en su informe del pasado 28 de julio fueron robados en promedio 6 mil 500 barriles por día de abril a junio de 2022, es decir, un aumento del 50% comparado con los 4.2 Mbd reportados en el mismo periodo del año anterior.

Sin embargo, aun con cifras oficiales, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, aseguró en su ‘mañanera’ del pasado 4 de agosto que “no ha habido aumento, en términos reales, en el precio del gas, como tampoco ha habido aumento en los precios de la luz y la gasolina”. Incluso culpó a la crisis mundial de no cumplir los objetivos prometidos: “ya tenía Pemex todo el plan, se nos vino una nueva crisis y frenamos un poco ese programa, porque se controló el precio, que era el principal objetivo, pero ahí está el programa, es cosa de irlo ampliando”.

De acuerdo con el INEGI, en México existen 28 millones de personas que todavía utilizan leña como principal combustible en el hogar y que, tras el incremento en los precios del gas, este número podría aumentar considerablemente según expertos, pues el precio del tanque de 20 kg en zonas metropolitanas oscila entre los 450 a 550 pesos, mientras que el tanque de 30 Kg cuesta de 630 a 800 pesos.