Morena atenta contra el Instituto Electoral de la CDMX

Un problema que va más allá de la violación a la autonomía del IECM es que éste carece de los recursos financieros para liquidar legalmente a tantos trabajadores; y su despido arbitrario creará un conflicto laboral “sumamente delicado”.

Abigail Cruz Guzmán

2022-06-11
Ciudad de México

La permanencia operativa del Instituto Electoral de la Ciudad de México (IECM) depende de que los consejeros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) resuelvan una controversia constitucional interpuesta contra la decisión del pasado 27 de mayo de los partidos Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Partido del Trabajo (PT)  y Verde Ecologista de México (PVEM) por desaparecer cinco áreas administrativas y despedir a más de 100 funcionarios y trabajadores de ese órgano del Estado.

Los partidos de oposición en la Ciudad de México (CDMX) argumentan que detrás de esta promoción legislativa de los partidos “oficiales” hay una prueba estratégica para ver cómo reacciona la SCJN y posteriormente promover una reforma con la que puedan ajustar a sus intereses políticos la regulación interna del Instituto Nacional Electoral (INE) y los otros 31 institutos electorales locales.

Para los consejeros y la oposición hay, sin embargo, un problema que va más allá de la flagrante violación a la autonomía constitucional del IECM: que este órgano carece de los recursos financieros para liquidar legalmente a tantos trabajadores; y su despido arbitrario creará un conflicto laboral “sumamente delicado”.

El exconsejero del INE, Javier Santiago Castillo, reveló que es urgente que los consejeros del IECM interpongan un recurso de inconstitucionalidad porque es la figura jurídica más idónea para ser acogida por la SCJN. “Tendrían que apurarse y no darle tantas vueltas. El recurso que tendrían que interponer es el de inconstitucionalidad”, recomendó.

 

 

“Está en manos de la SCJN el futuro del instituto; la moneda está en el aire. No hay elementos suficientes para tener certeza de ganarla pues hay 50 por ciento en contra de la Corte y 50 por ciento a favor de los consejeros”, pronosticó.

En entrevista con buzos, Santiago Castillo advirtió que desde que entró en funciones la administración federal encabezada por Andrés Manuel López Obrador (AMLO) se ha promovido una política de austeridad presupuestal nunca antes vista en la capital y en la República.

Es generalizada; y parece formar parte de una estrategia nacional para “ahorcar” y desparecer presupuestalmente a los Institutos electorales locales. “En caso de que se declare una suspensión provisional sería un antecedente muy importante porque el centro del litigio va a ser en qué consiste la autonomía constitucional de los órganos autónomos. O sea que el Poder Legislativo tiene la atribución para intervenir a través de la ley, o de la aprobación de reformas legales, el definir la estructura interna de estas instituciones. Ése va a ser el centro del litigio y creo que será, o va a ser muy relevante, que la SCJN defina este asunto”, explicó Castillo.

El senador del Grupo Plural Emilio Álvarez Icaza coincidió con Santiago Castillo en el sentido  de que la propuesta aprobada por los diputados locales de Morena tiene el objetivo de erosionar y debilitar al árbitro electoral y su autonomía, lo que “sienta un precedente muy peligroso”.

El legislador identificó tres riesgos regresivos en la decisión impugnada: el ataque contra los órganos autónomos para que Morena concentre poder; explorar la forma para definir la reforma electoral contra el INE e intentar, asimismo, el dominio sobre los institutos locales.

Álvarez Icaza se sumó a la propuesta de Santiago Castillo de que los partidos de oposición, entes con personalidad jurídica y el Congreso Local de la CDMX interpongan una controversia constitucional para iniciar una lucha jurídica y “no dejar que Martí Batres los divida. No se debe permitir el debilitamiento y desaparición de los institutos y del INE”.

 

 Morena debilita a institutos locales

Javier Santiago Castillo destaca que los recortes que el gobierno de Morena ordena contra los institutos locales son para enviar recursos financieros del Estado a sus programas sociales electoreros y limitar cada vez más los destinados a los institutos electorales.

AMLO y Morena están interesados en que los institutos de los estados desaparezcan, pues su iniciativa de reforma electoral plantea su virtual desaparición, pese a que el Gobierno Federal carece en absoluto de capacidad para organizar elecciones, consideró el también exconsejero de la CDMX.

“El INE no va a tener la capacidad política ni operativa para estar atendiendo elecciones simultáneas y realizar cómputos como ocurrirá en el 2024, cuando habrá elección de Presidente de la República, gobernadores, diputados federales y ayuntamientos. Es muy complejo organizar las elecciones y no hay una compresión real de parte del Ejecutivo federal de la complejidad que tiene esa organización”, puntualizó.

El jueves 26 de mayo, los diputados de los partidos Acción Nacional (PAN). Revolucionario Institucional ( PRI) y de la Revolución Democrática (PRD) intentaron “frenar” el dictamen por la Comisión de Asuntos Político-Electorales, cuyo presidente es el morenista Temístocles Villanueva, para reformar el Código de Instituciones y Procedimientos Electorales de la Ciudad de México (CIPECDMX).

Pero fue hasta el viernes 27, luego de más de 26 horas seguidas de discusiones, empujones, chistes, mañanitas y un pastel de cumpleaños, cuando finalmente los legisladores de Morena, PT y Verde Ecologista aprobaron esa reforma con 37 votos a favor y 19 en contra.

Las cinco áreas del IECM eliminadas son la de Vinculación con Organismos Externos; la de Igualdad de Género y Derechos Humanos; Técnica del Centro de Formación y Desarrollo; la de Archivo, Logística y Apoyo a órganos Desconcentrados y la Unidad de Fiscalización.

A pesar de que la oposición desplegó pancartas con las leyendas como las de “Yo defiendo la democracia”; “Morena, verdugos de la democracia” y “El PRI te creó y el PRI te defiende IECM”. La coalición partidista encabezada por Morena aprobó la modificación y calificó la protesta como “el circo del PAN”.

La  reforma aprobada contra el IECM se produce frente a la política presupuestal reduccionista aplicada por la administración de la Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum. En 2018, el presupuesto de este órgano fue de dos mil 20 millones 180 mil 767 pesos; en 2019 fue de mil 425 millones 479 mil 792 pesos y en 2020 de mil 275 millones 479 mil 792 pesos.

En 2021, año electoral, el presupuesto deI IECM aumentó a mil 586 millones 601 mil 874 pesos, pero en este 2022 fue de mil 201 millones 84 mil 647 pesos, una reducción de 385 millones 517 mil 227 pesos, equivalente al 40 por ciento con respecto a la del año anterior.

Hasta ahora se desconoce el número de plazas que podrían desaparecer en las cinco direcciones de ese órgano, aunque se habla de 109 y trascendió que el órgano electoral carece de los recursos necesarios para indemnizar a los trabajadores. Tampoco se conoce cuál será la afectación que tendrá este órgano autónomo.

 

 

Sobre este asunto, diputados locales del PAN advirtieron que ante el temor de perder la Jefatura de Gobierno de la CDMX en 2024, Morena y sus aliados han iniciado “una cacería de orden jurídico” para desmantelar al IECM.

Afirmaron que la reforma cuenta con la anuencia de la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum y  que el argumento principal de los morenistas es el  “adelgazamiento” del Instituto por cumplir con la  Ley de Austeridad y ahorrar 52 millones 436 mil pesos al año.

Sin embargo, con esta legislación se violan las decisiones jurídicas de la Comisión Dictaminadora de Asuntos Político-Electorales del Congreso local, además de la actitud facciosa y antidemocrática con que actuó la Mesa Directiva, dominada por Morena y sus aliados durante la discusión en el pleno.

La diputada del PRI Tania Larios, quien en todo momento pretendió frenar el dictamen y presentó más de “mil” reservas, manifestó su preocupación por la transferencia de las acciones de fiscalización y vigilancia sobre el financiamiento a partidos políticos y el uso de recursos públicos en las campañas electorales a la Comisión Ejecutiva de Asociaciones Políticas.

“Lo que más me preocupa, dadas las declaraciones en distintos estados del país, es que el crimen organizado sea el operador y el que financie las campañas de los aspirantes a representantes populares”, precisó.

En este riesgo coincidió el vicecoordinador de la bancada panista Rubio Torres, quien presentó una moción suspensiva de 466 páginas que obligó a los morenistas a leer y escuchar durante ocho horas, quien llanamente declaró que en las elecciones habrá dinero invertido del narco o de empresarios.

“Habrá mucha irregularidad, sin que se pueda revisar, fiscalizar o trasparentar. Lo que va a pasar es que Morena hará lo que quiera; será tierra de nadie. Por eso le están dando un duro golpe a la democracia en la CDMX. Están desmantelando al IECM”.

El diputado local del PRD Jorge Gaviño aseveró que la reforma significa una intromisión legal contra la autonomía del IECM por determinar el uso de su presupuesto; Royfid Torres, del Movimiento Ciudadano (MC), recordó que, en el proceso electoral del 2021, el INE y el IECM redujeron las auditorías en calles de bardas espectaculares y eventos masivos porque se les redujo el presupuesto.

Aunado a ello, advirtió, se vislumbra la reducción de personal especializado en fiscalización, “lo que generará una oportunidad inmensa para que partidos políticos, sobre todo los que tienen más recursos o presupuesto, puedan generar mayores gastos sin pasar por la fiscalización. Ése es el riesgo”, alertó.

 

El experimento en el IECM

Los órganos como el IECM son autónomos; e iniciativas como la recién aprobada por los partidos oficialistas trastocan la democracia porque les “abren un boquete” con este tipo de medidas para después irse “para arriba, y piensan ya lo logramos en este instituto local y vamos con otros estados para después con el INE”, alertaron los legisladores.

“(La reforma aprobada) es un laboratorio, un experimento para luego buscar reducir al INE o los organismos locales”, coincidieron exasesores, exconsejeros electorales y especialistas en política electoral.

El académico Javier Santiago Castillo indica que el dictamen votado el 27 de mayo es inconstitucional, debido a que se violó la autonomía del IECM, según las Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y la Constitución Política de la Ciudad de México.

En defensa el instituto local señaló que las organizaciones civiles y las personas en particular pueden solicitar un amparo ante el juez de Distrito con el argumento de que, al afectar el funcionamiento del instituto, se violan sus derechos político-electorales.

La presidenta del PRD en la capital del país, Nora Arias, coincidió con Gaviño y aseguró que la iniciativa aprobada representa un atentado a la autonomía del organismo, y aseguró que esa fuerza política la rechaza porque busca desmantelar el IECM.

 

En defensa del instituto

La oposición anunció que interpondrá un recurso de inconstitucionalidad para echar abajo el dictamen, pues denunciaron que su aprobación fue un retroceso respecto a lo logrado en 1996, cuando en México se cambió de fondo el modelo de organización de las elecciones, porque se estableció la autonomía plena del Instituto Federal Electoral (IFE), hoy INE; y la elección de los consejeros electorales quedó a cargo de la Cámara de Diputados como propuesta de los grupos parlamentarios.

El diputado Ricardo Rubio confirmó que, además de las acciones de inconstitucionalidad de los diputados, ya se prepara la figura Amicus Curie para reforzarla; y que la Confederación Patronal de la República (Coparmex) y organizaciones protectoras de derechos humanos se sumarán a las impugnaciones; y anunció que, de ser necesario, acudirán ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) “para luego acceder a la Corte pediremos a la ONU que haya un pronunciamiento y acudiremos a la OEA para que tome cartas en el asunto”.

Otro de los argumentos legales contra la reforma es que las comunidades no fueron consultadas, pueblos y barrios originarios de la CDMX, ya que el IECM es un órgano con presupuesto específico para brindar apoyo en materia electoral y ciudadana, explicó el coordinador de MC, Royfid Torres.

 

 

La consejera presidenta del Instituto Electoral capitalino, Patricia Avendaño, negó haber acordado con el gobierno de Claudia Sheinbaum el recorte del organismo; y la denunció por tergiversar la información. Negó que el IECM sea un nido de corrupción y afirmó que, por el contrario, se ha caracterizado por cumplir con todos los principios que rigen su actividad electoral.

La consejera electoral Carolina del Ángel Cruz reveló que “no hay cuotas ni cuates debido a que este Instituto está lleno de personal calificado”. La consejera Érika Estrada negó que haya duplicidad de funciones, como dice el grupo mayoritario de Morena en el Congreso local.

Coincidieron en que, desde el año pasado, el IECM tenía serios problemas para cumplir con sus funciones, debido a “una muy fuerte reducción de recursos” y que esta situación se acentuó en 2022 con un recorte importante al presupuesto; incluso “tuvimos problemas para entregar las prerrogativas a los partidos políticos de la CDMX”, por lo que aún se tiene un déficit de 200 millones de pesos.